TOXINA BOTULÍNICA:

La toxina botulínica es una neurotoxina elaborada por una bacteria denominada Clostridium botulinum.

La capacidad que posee la toxina botulínica para producir parálisis muscular se aprovecha desde el punto de vista clínico para tratar ciertas enfermedades neurológicas que cursan con una hiperactividad muscular.

Su uso se ha extendido no sólo en el ámbito médico, sino también en otras áreas como en la estética. La neurología es una de las especialidades médicas en la que la toxina botulínica aporta mayores beneficios terapéuticos.

Su uso más frecuente se circunscribe a algunas enfermedades caracterizadas por movimientos involuntarios, especialmente en el caso de las distonías 

Otras de las indicaciones frecuentes de la toxina botulínica es su uso para tratar la Hiperhidrosis, sudoración excesiva en palmas y/o axilas.

Muy satisfecho, tras varios años buscando una clínica en la cual darme el tratamiento de depilación por laser, ya que dicho tratamiento no es un tratamiento básico ni sencillo, siendo este tratamiento un poco delicado.

James Anderson, Eonprobyjames